Stardust

Una de las muchas categorías que tengo para el cine es el de las películas bonitas. No buenas, ni críticas, ni espectaculares o conmovedoras. No, bonitas. Vamos, que pueden ser un truño en toda regla, un coñazo para los puristas como yo cuando toca el día, algo infumable siquiera para ver en la sobremesa del sábado… pero aun así bonito. ¿Cómo se distinguen esas películas? Supongo que son las que lees con los sentimientos, las que te llegan, las que te hacen recordar otras cosas y no especialmente lo que la propia historia te cuenta. Algo así es "Stardust", un auténtico cuento de hadas, con gente muy guapa, personajes bastante topicones y efectos especiales bastante curiosos. Pasó de mero entretenimiento a eso, a convertirse en una peli tan bonita como "Love actually" o "Cuatro bodas y un funeral" (sí, las dos con Hugh Grant, ¿qué pasa?). Y creo que el colofón lo puso "Rule the world", una pastelada de los Take That que da ritmo a los créditos finales, muy al estilo de "When you say nothing at all" en "Notting Hill". Pues eso, que te sientas sin pretensiones, echas el rato viendo cine bien hecho y curioso, y al final se te queda cara de tonto con una sonrisilla que te impele a decir "qué peli más bonita". Échenle un vistazo, porque Claire Danes sale guapísima, casi más que Michelle Pfeiffer, bruja eterna de los sueños más glamourosos del celuloide.

One comment

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s