Una maldad rápida

Entro en elpais.es y mis ojos se dirigen al anuncio "Leonor Watling se desnuda en el último videoclip de Marlango". Ipso facto, pincho y me dispongo a volver a ver como Dios trajo al mundo a una de esas actrices que más morbo levantan en pantalla. La culpa es de "Son de mar", aquel bodrio de Bigas Luna pero con la Watling en plan femme fatale. Pero oigan, un desnudo es poco para el suplicio que supone aguantar la música de Marlango, una mezcla de pop descafeinado y chill out en inglés de Getafe solo apto para meningíticos profundos. Prefiero seguir imaginándola vestida a tener que sufrir semejante horror para mis oídos. Ni dos tetas valen tanto, aunque sean las de la Watling. Una pena, oigan.
 
Ah, a partir de mañana lunes vuelvo al trabajo. Se acabaron las vacaciones. Iba siendo hora. Picaba el gusanillo.
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s